PRENSA REGIONAL DESTACA DESEMPEÑO: A  sus cortos 14 años, la atleta salida del polo de desarrollo de Laja muestra tintes de grande. Dos títulos seguidos en la jabalina de los JDE y el oro en el último Sudamericano Escolar, hablan de una deportista que proyecta ser carta segura de futuras alegrías para la Región y el país.

Siempre quiso ser atleta, aunque en un comienzo para ella las pistas solo eran sinónimo de correr. Por eso fue que en 2016 se inscribió en el taller que el entrenador Sergio Parra dictaba en la Escuela Andrés Alcázar, de Laja; quería ser velocista. “Llegó con una compañera y me dijo que le gustaba la velocidad, así es que hicimos un control pero, pese a que era rápida, no era lo suficiente para destacar a nivel provincial y regional. Acordamos que podía correr, pero que adicional haría una prueba escogida por mí, que fue el lanzamiento de la pelotita. Noté que poseía una velocidad de brazo muy potente, que marcaba diferencias, así es que le dije que probara en el lanzamiento pues sería muy buena; de esa forma comenzó todo”, recuerda el técnico.

De aquello han pasado solo tres años, pero toda una vida en el crecimiento de Nimsy Martínez (14), quien hoy se empina como una de las principales promesas del atletismo regional. Un doble título nacional en los Juegos Deportivos Escolares y su reciente medalla de oro en el Campeonato Sudamericano de la categoría en Paraguay, son apenas la pincelada de una postal ganadora de la que parece será protagonista por un largo rato.

Nace una estrella

Nimsy dice que no le costó demasiado dejarse convencer por su entrenador para cambiarse al lanzamiento, sobre todo después de debutar en competencias. “Era mi primer campeonato, tenía unos 11 años y se supone que iba a participar en velocidad, pero me perdí la carrera y ahí el ‘profe’ me dijo que para no quedar con las ganas, participara en el lanzamiento de la pelotita y probara cómo me iba. Y resulta que salí segunda, así es que de a poco la velocidad empezó a quedar atrás y nos fuimos enfocando en los lanzamientos hasta que derivé en la jabalina”, relata.

El Club Atlético Nueva Generación, de Laja, la recibió con los brazos abiertos y bajo su alero empezó a pulirse este verdadero diamante. Batió todos los récords del lanzamiento de la pelotita en los Zona Sur de los Interescolares del Club Atlético Santiago cuando recién tenía 12 años, misma edad con la que se ubicó tercera de Chile Sub 14.

Pero sería en la temporada 2018 cuando daría el salto de grandeza, tras encadenar una serie de importantes victorias en el circuito nacional de menores. Primero, batiendo el récord de los interescolares preparatorios en Santiago, Puerto Montt y Temuco, estos dos últimos con la mejor marca técnica.

Y, posteriormente, alcanzando su primer campeonato en los JDE que le entregó pasajes para representar a Chile en el Sudamericano Escolar de Arequipa, Perú, evento donde no le pesó su calidad de debutante y se colgó bronce en la jabalina.

Rendimiento que la alumna del Liceo Los Héroes de Laja superó con creces en este 2019, ya que tras conquistar el bicampeonato de los JDE con la mejor marca de su carrera (40, 24 metros, superando largamente su registro del año pasado de 35, 90 metros), viajó hasta Asunción, Paraguay para titularse campeona Sudamericana con 38,16 metros. Del evento se despidió con un sorpresivo bronce en el martillo (38 metros).

“Fue algo súper importante para mí porque estaba compitiendo en nombre de un país entero, ya no era solo por mi comuna o Región. Pese a ser podio, el año pasado quedé con gusto a poco y por eso mi meta era ganar este Sudamericano, para eso me entrené fuerte con mi profesor Sergio Parra. Lo que sí me sorprendió fue lo que hice en el martillo, esa fue una marca que no me esperaba ni menos llegar al podio, pero haberlo hecho me puso feliz y me dio confianza para confiar en que puedo ser la promesa de Chile en este deporte”, apunta la deportista.

El futuro en sus brazos

Es esa misma conciencia acerca de su calidad de proyecto del atletismo regional, la que hace que Nimsy se tome en serio su todavía corta su carrera. Así lo demuestra la lajina a la hora de hablar de su trabajo.

“Igual significa un esfuerzo bien grande poder sobresalir en este deporte que es bastante técnico, además que yo hago jabalina y también martillo, que son dos pruebas totalmente diferentes. Es un trabajo de lunes a viernes y que debo saber complementar con mis estudios en la enseñanza media. Mi vida es la jabalina, es lo que más me gusta por lejos, pero cada vez que tengo un tiempo practico martillo y de verdad que he visto mejorías”, sostiene Nimsy, quien este año brilló también en la bala siendo tercera a nivel nacional.

Y como no basta solo el trabajo para poder destacar en el deporte, es su técnico Sergio Parra, quien apuesta todas sus fichas a que su talento la llevará lejos. “Ella es distinta, es de esas atletas que crecen en las competencias, que saben lo que son capaces de dar y lo consiguen. Su proyección es inmensa y por eso es que en 2020 queremos que entre a un ciclo con miras a los Juegos Olímpicos de la Juventud, que comprenden hasta la categoría Sub 16; si ella sigue su ascenso sostenido, podríamos tener una clasificada al torneo lo que sería maravilloso para la comuna y la Región. No exagero cuando digo que Nimsy se proyecta para ser ateta de élite”, Sentenció.

/(DIARIO CONCEPCIÓN.CL)